El viaje al oscuro mar de la conciencia

#Publicidad

El encuentro con lo desconocido, lo infinito, el nagual no es fácil. Como afrontarlo?

Primeramente hemos de percibir “que todo es nagual” es decir pertenecemos al infinito y la manera de conocerlo es desde el Tonal “lo conocido”.

Desde esta isla del tonal, en algunas ocasiones nos cercamos a la orilla de dicha isla y percibimimos el nagual.

Sin duda alguna es un gran reto como seres humanos encarnados en la tierra, reconocer que la realidad se estructura en dos partes al igual que nosotros mismos, el tonal y el nagual, lo conocido y lo infinito, la realidad ordinaria y la otra realidad, el lado derecho de la conciencia(racional) y el lado izquierdo de la conciencia(intuitivo).

El reconocernos en este mundo  solo como pertenecientes a una parte nos somete a su dictadura y somos engullidos por ella.(Actualmente vivimos un tonal de los tiempos en el cual nos vemos inbuidos en un hiper cientifismo donde nada que no se toque, se experimente o se vea existe, desechando ese mundo del nagual, fuera y dentro del ser humano.)

El que no quiere saber nada del nagual vive una vida sin la plenitud que se merece, sintiendo que eso existe, pero sin poder reconocerlo dentro de él.

Ni siquiera hacercarse tímidamente a ello, ya que en las ocasiones donde esto se abrió la puerta del nagual pensó “estoy loco” esto no puede ser, no puede ser que haya  algo más de lo que mis sentidos ordinarios pueden percibir.

El tonal, es decir la realidad de  todos los días, la realidad ordinaria nos sirve de escudo protector, para poder imbuirnos en el mundo del nagual.

Es por esto que se hace imprescindible “arar bien la isla del tonal” citando a Carlos Castaneda para poder descubrir sin volvernos locos el mundo del nagual.

En mi camino, que es el que comparto he podido hacer un acercamiento al mundo del nagual a través de las dos joyas del chamanismo tolteca.

En el Arte del Acecho , nos movemos en el tonal (lo conocido) y nos acercamos poco a poco al mundo del nagual (lo desconocido e infinito), y el Arte del Ensueño, una vía más abrupta pero no por ello menos natural que el acecho ya que surge desde ese contacto con nuestro maestro interior.

Son dos enseñanzas, unas destinadas al mundo de todos los días, al mundo ordinario, al lado derecho de la conciencia, el acecho y las otras enseñanzas destinadas al mundo del nagual, a la realidad no ordinaria, el lado izquierdo de la conciencia….con una solo intención trabajar en esta vida con la Totalidad de nosotros mismos….

Cuál sería el modo más adecuado de este encuentro?

Sin duda alguna el modo del guerrero….

Ya lo decía Don Juan en sus enseñanzas:

Al conocimiento uno ha de acercarse  como a la guerra: bien despierto, con miedo, con respeto y con absoluta confianza. Ir en cualquier otra forma al saber o a la guerra es un error, y quien lo cometa vivirá para lamentar sus pasos.

Lo que se aprende no es nunca lo que uno creía.

Una cosa es la “guía divina” y otra la “aceptación humana”. Así luego surge la famosa “frustación del buscador”.

Seguro lo has experimentado años y años haciendo trabajos con tigo mismo y no ves los resultados esperados…

Y así se comienza a tener miedo.

El conocimiento no es nunca lo que uno se espera.

Cada paso del aprendizaje es un atolladero, y el miedo que el hombre experimenta empieza a crecer sin misericordia, sin ceder.

Su propósito se convierte en un campo de batalla.

Y así ha tropezado con el primero de sus enemigos naturales: ¡El miedo! Un enemigo terrible: traicionero y enredado como los cardos. Se queda oculto en cada recodo del camino, acechando, esperando.

Y en esta parte es cuando aparece de forma transitoria en algunos casos la figura del maestro, que acompaña a sus alumnos en ese tránsito hacia lo desconocido para superar el miedo.

El maestro es un entrenador que te anima a ser disciplinado con tu trabajo interior, en la conquista de abrir esa canal de comunicación con ese que puede mejorar tu vida definitivamente, tu otro yo, lo que algunos llaman también el maestro interior. Ya lo decían los toltecas no somo uno, somo dos.

No hace mucho viví algo que me recordó mucho este conocimiento. Fui “bautizado” en una experiencia de buceo consciente en la isla de Tenerife con dos de mis alumnos en la Formación en Chamanismo Tolteca Humanista.

En esta ocasión ellos se convirtieron en los maestros que me guiaron para imbuirme en el mar. Primero bajamos a 3 metros la cosa iba bastante bien, pero al llegar al borde un pequeño acantilado submarino de 10 metros la cosa ya cambió. El miedo se apoderó de mi…sostuve mi mirada con mis acompañantes, regule la respiración y  seguimos la experiencia.

Que hubiera ocurrido si subo precipitadamente como me comentan que  hacen muchos…pues no pasa nada solo que ya no aprederías a bucear a más profundidad.

Que le ocurre al hombre cuando queda paralizado por el miedo. Nada que ya no aprenderá más.

Son momentos de integrar los dos lados de la conciencia, al lado derecho y el lado izquierdo,  para trabajar con una unidad existencial que los toltecas llamaban la “totalidad de nosotros mismos”, vencer nuestros miedos y avanzar hacia los desconocido e infinito que habita dentro de nosotros mismos….

https://formacionenchamanismo.com/conquistar-el-exito/

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

Encuéntranos en...

#Suscríbete..

#Publicidad

#Próximos eventos

08:00 PM - 09:30 PM

Biorresonancia MORA. Tecnología médica para diagnóstico y tratamiento

CONFERENCIA GRATUITA ONLINE BIORRESONANCIA MORA. TECNOLOGÍA MÉDICA PARA DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO Miércoles, 7 de Julio a las 20h  – 15h  – 13h ...

Jul 7, 2021
08:00 PM - 09:30 PM

TALLER GRATUITO: “REVITALIZÁNDONOS DESDE LA INMUNOLOGÍA”

TALLER GRATUITO: "REVITALIZÁNDONOS DESDE LA INMUNOLOGÍA" Lunes, 28 de Junio a las 20h  – 15h  – 13h  Consulta tu horario local «Debemos...

Jun 28, 2021

#Facebook

#Instagram

Post más leídos

Holístico Somos uno

Publicaciones relacionadas

ACUPUNTURA

Cuando nos preguntan qué diferencia nuestro curso y método de enseñanza al de otras escuelas